Diversificación con el sector inmobiliario

Diversificación

Una de las reglas de oro que todo usuario conoce (o debería) a la hora de destinar parte de su capital a participaciones es el concepto de diversificación de riesgos.

Sin entrar en monografías, la diversificación no es más que destinar el capital a una amplia variedad de activos de distintas clases para reducir el riesgo de una cartera. Así conseguimos que si alguna de nuestras inversiones sufre un bajón, éste quede compensado por el resto de activos de otras clases que no se ven afectados por los factores que provocaron esa caída.

Se trata de un principio de enorme importancia y, por lo tanto, cualquier inversor debe tener una cartera diversificada en varios instrumentos financieros.

La vivienda y el mercado inmobiliario siempre han sido muy atractivos e interesantes desde el punto de vista de la rentabilidad y el riesgo. No obstante, siempre han presentado el mismo problema: las barreras de entrada a pequeños y medianos inversores.

Estas barreras hacían muy complicada la posibilidad de invertir en este mercado sin asumir unos riesgos elevados. Era necesario contar con un capital importante que no estaba al alcance de la mayoría y si no se tenía era obligatorio endeudarse.

El endeudamiento (o apalancamiento) en sí mismo y en su justa medida no es malo pero el mercado de la vivienda, además de obligarte a ello impedía poder invertir en varios inmuebles teniendo que jugártelo todo a uno o dos bienes, con lo que la diversificación era imposible.

Si las cosas iban bien no había problema pero al final era como jugar una ruleta rusa donde si llegaba un problema aunque el contagio al resto de activos de la cartera fuese mínimo las pérdidas que había que asumir era muy altas.

En Housers hemos sido conscientes de este problema y nos hemos propuesto que la vivienda deje de ser un mercado inaccesible para vosotros. Ahora ya puedes comenzar la diversificación de tu cartera en el mercado inmobiliario sin requerir un gran capital, en varios productos y sin poner en peligro tu estabilidad económica.

Con la seguridad de que todas las oportunidades que os ofrecemos están pensadas para que el riesgo sea mínimo y la rentabilidad obtenida máxima gracias a nuestros estudios y análisis con herramientas de Big Data.

Participa en un mercado en pleno crecimiento sin necesidad de bloquear todos tus ahorros en un solo bien y comienza a percibir los rendimientos desde el primer día. Desde tu casa, con un par de clicks y olvidándote de cualquier tipo de trámite. De todo eso ya nos encargamos nosotros.

Sé el primero en comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*