La rentabilidad de diferentes instrumentos financieros

Instrumentos financieros

Después del descalabro del sector inmobiliario de los últimos años los inversores tienen cierto rechazo a comprar inmuebles, pero si vemos las cifras y en concreto la corrección que algunos cifran en torno al 40% (Según el último informe del Colegio de Registradores ésta estaría en un 31%) para la vivienda, se podría decir que en estos momentos existen grandes oportunidades en este sector ya que la relación riesgo-beneficio puede que sea la más favorable entre una multitud de instrumentos financieros.

Actualmente nos encontramos en un entorno donde el sector inmobiliario ya han corregido con suficiente intensidad en España. Si nos fijamos en otros países, este sector ya ha llegado a recuperarse e incluso a superar valoraciones anteriores, por lo que todo parece indicar que es un buen momento para la compra inmobiliaria.

Adicionalmente, si vemos los datos del INE todo parece indicar que este mercado esta tocando suelo (si no lo ha tocado ya). Los últimos datos de Febrero de 2015 indican que la firma de hipotecas lleva nueve meses consecutivos de ascensos. De la misma forma, muchos indicadores (precio, interés de los operadores del mercado, etc.) también muestran signos de cambio de ciclo.

Pero aún así, muchos inversores se preguntan por qué deben invertir en activos inmobiliarios y no en renta variable, o en depósitos, o en fondos de pensiones, etc. Pues bien, aquí vamos a intentar dar respuesta a estas preguntas, y a ver la lógica que indica que empezar a asignar un porcentaje mayor de la cartera de inversión a los activos inmobiliarios puede ser una buena idea.

Generalmente hay dos grandes argumentos para no invertir en este sector:

  1. la dificultad de invertir de forma diversificada y fácil y
  2. la existencia de muchos otros productos más simples y que prometen rentabilidades interesantes.

Es cierto es que hasta el nacimiento de Housers comprar en el sector inmobiliario era muy engorroso debido a los problemas que conlleva la participación en activos “físicos” (problemas asociados como el mantenimiento, los trámites, los inquilinos, etc.)

Pero gracias a Housers, todos estos trámites desaparecen y la compra en el sector inmobiliario se asimila a cualquier otra participación en activos. Todo se reduce ahora a un análisis de riesgo-rentabilidad y a una decisión de diversificación de la cartera de inmuebles.

El otro motivo clásico por los que los inversores han preferido invertir en otros activos es por la rentabilidad. Muchas personas creen que invertir en el IBEX u otros instrumentos financieros puede traer más rentabilidad, pero no siempre es así. En una nota anterior, en un análisis internacional, ya pusimos de manifiesto como los activos inmobiliarios a largo plazo suelen estar siempre en los primeros puestos.

Pero veamos ahora que ha sucedido en España en los últimos 15 años con la rentabilidad de diferentes instrumentos financieros de inversión y su comparativa con el sector inmobiliario.

Según unos estudios de Pablo Fernández, Alberto Ortiz, Pablo Fernández Acín e Isabel Fernández, y cito textualmente:

“en el periodo diciembre 1999 – diciembre 2014, la rentabilidad anual media del IBEX 35 fue 3,28%, la de los bonos del Estado a 15 años 5,83%, la rentabilidad media de los fondos de pensiones fue 1,2%.”, “y la rentabilidad media de los fondos de inversión en España en los últimos 15 años 1,6%”.

(los estudios están disponibles aquí y aquí)

Básicamente, resumiendo, la media de 15 años fue:

  • Bonos del estado a 15 años: 5,83%
  • IBEX: 3,28%
  • Fondos de inversión: 1,6%
  • Fondos de pensiones: 1,2%

Asimismo, estos estudios, analizan con detalle los fondos de pensiones y los fondos de inversión y llegan a las siguientes conclusiones:

“Entre los 313 fondos de pensiones con 15 años de historia, sólo 21 superaron la rentabilidad del IBEX 35, y sólo 2 superaron la rentabilidad de los bonos del Estado a 15 años. 58 fondos tuvieron rentabilidad promedio ¡negativa!”.

“Sólo 9 fondos de los 629 con 15 años tuvieron una rentabilidad superior a la de los bonos del estado a 15 años, 74 tuvieron una rentabilidad superior a la del IBEX 35 y 99 tuvieron rentabilidad negativa.”

Es decir, estamos viendo que la inversión en fondos de pensiones y en fondos de inversión lleva también consigo un riesgo elevado, y no está tan exenta a los movimientos de los mercados. Y del IBEX ya todos sabemos las oportunidades que representa y los riesgos que conlleva.

Uno de los instrumentos financieros que siempre ha traído una buena rentabilidad son los bonos del estado, pero hoy en día y con los intereses tan bajos, cualquier movimiento al alza de los intereses (un escenario con intereses mucho más bajos es difícil), sólo puede conllevar una pérdida segura del valor de los bonos. Con lo que la relación rentabilidad-riesgo no parece muy buena para los inversores no profesionales que se dedican a realizar trading diario.

¿Y los famosos depósitos bancarios? nada o casi nada de rentabilidad.

¿Y como ha evolucionado el precio de la vivienda en este periodo? Tomando los datos de Wikipedia, que a su vez son datos del Ministerio de Fomento, vemos que el metro cuadro costaba 829,2 euros en 1999 y en 2013 el coste era de 1481,17 euros. Una rentabilidad mayor a cualquiera de los instrumentos de inversión anteriormente descritos (nota: el dato para el 2014 no esta disponible en esa página).

Pero aún así, en el mercado se produce que para las empresas y promotores, conseguir dinero siempre es caro, los bancos prestan dinero a las empresas a un coste mucho mayor al que lo consiguen, obteniendo una buena rentabilidad por el dinero que la gente deposita en sus cuentas.

Pues bien, gracias a Housers, puedes convertirte en comprador en el sector inmobiliario, beneficiándote de las oportunidades y de la rentabilidad que tiene este sector en comparación con otros instrumentos financieros.

Además invertir en este sector tiene ciertas garantías ya que al final el producto de inversión está relacionado con un inmueble que tiene una existencia “física” y no un mero producto financiero.

Esperamos que utilices Housers como fuente de compra y diversificación, y que te gusten las oportunidades que ofrecemos así como las rentabilidades que te ofrecen.

¡Ven a Housers, convierte en un Houser!

2 Comments

  1. La rentabilidad de diferentes instrumentos financieros

    Este articulo me parece muy interesante, pero a su vez me parece una misa para feligreses. Le dedica una extensa explicación a la rentabilidad de los “otros” instrumentos financieros y escasa o nula a compararlos y ser tan estricto con los relacionados con el sector inmobiliario. Me suena a “estos diez mandamientos se resumen en dos : 1) La rentabilidad financiera del resto de instrumentos financieros es baja y dudable. 2) Invierte en Housers por que somos la mejor opción, te lo digo yo, empleado de Housers y te lo dice Wikipedia. Ni ovejas, ni rebaños, un poquito de equilibrio y tomar al lector del blog en serio, que este es un blog que pretende seducir a la gente a que ponga su pasta en vuestro proyecto.

    • Hola Jose,

      En primer lugar agradecerte tu comentario.

      1.- La comparación que se está haciendo está basada en la rentabilidad de diferentes intrumentos financieros con la inversión inmobiliaria tradicional. Si no se mencionan las rentabilidades de los fondos inmobiliarios directamente en el artículo es porque simplemente se proporciona un enlace a otra noticia donde ya se da esa cifra concreta basada en otro estudio, además de que existen otras muchas publicaciones en este mismo blog donde se llevan a cabo comparativas similares de la inversión en Housers y de la inversión inmobiliaria tradicional frente a otros instrumentos.

      2.- Que las rentabilidades del resto de intrumentos financieros sea “baja y dudable” (según tus palabras) no es algo que nos hayamos inventado nosotros, es la realidad indicada en ese estudio. Pero en el caso de que se dude de ese estudio, volvemos a repetir que hay otros artículos donde las rentabilidades históricas ofrecidas por esos productos vienen de otras fuentes distintas y los resultados son similares, por algo será.

      3.- En ningún momento nos ofrecemos como la mejor opción del universo. Simplemente se lleva a cabo una comparativa de rentabilidades históricas de productos financieros que todo el mundo conoce y los resultados son los que son. Es evidente que con una estrategia acertada uno puede conseguir rentabilidades muy atractivas en casi cualquier entorno pero eso requiere de tiempo, conocimientos y ganas de asumir riesgos, algo que la mayoría de la gente no está dispuesta a hacer ni tampoco le interesa.

      PD. La Wikipedia no dice nada, se limita a recoger datos procedentes del Ministerio de Fomento y estos a su vez de Instituto Nacional de Estadística.

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*